Publicado el Deja un comentario

Iones negativos –

iones negativos

Los iones negativos suponen un gran beneficio para el organismo, la salud y el bienestar. Incorporar este elemento a nuestro día a día es un gran paso adelante para mejorar nuestro bienestar.

iones negativos

En 1993 un grupo de investigación británico llevó a cabo un experimento exponiendo a iones negativos un grupo de hombres. Posteriormente se midió su respuesta fisiológica con parámetros como la temperatura corporal, la tasa cardíaca, el ritmo respiratorio en reposo y durante la realización de ejercicio. En los resultados se encontró que los iones negativos mejoran todos los aspectos fisiológicos, especialmente cuando los hombres observados se encontraban descansando y en estado de relajación. Pero el resultado más importante y espectacular del estudio fue que se encontró que los iones negativos eran biológicamente activos y que afectaban de forma positiva los ritmos circadianos del cuerpo.

Otro ensayo de 2010 dio como resultado destacar el efecto de los iones negativos en el estrés fisiológico y psicológico durante dos horas de uso de ordenador. Controlando la tasa cardíaca a lo largo del experimento se descubrió que cuando se exponía a los participantes a iones negativos  había una considerable mejora considerable entre antes o después de aplicar al ambiente iones negativos. También se produjo una reducción importante del estrés producido por el ordenador, tanto físico con psicológico. En otros dos grupos del experimento, un grupo de control y uno placebo, los resultados no registraron ningún cambio significativo.

Investigadores franceses llevaron a cabo una prueba en 1969 sobre un grupo de personas que habían sufrido insomnio y pesadillas como consecuencia de una sobre exposición de serotina -sustancia química natural que indica al cuerpo que es hora de dormir-. La mayoría de los participantes experimento una más que considerable mejora en su estado general a la hora de dormir, pero también consiguieron dormir mucho mejor incorporando ionización negativa al ambiente del lugar en dónde dormian.

SPEB

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.